Yo supongo que todos siempre nos imaginamos la ceremonia de la boda como un acto sublime en el que la pareja se compromete y ratifica su amor, entre ellos- por supuesto – y ante la mirada de aquellos testigos que han sido invitados.

Es aquí donde la aparición de los oficiantes de bodas es importantísima, ya que no es necesario realizar una boda religiosa para ser asistidos en la ceremonia. Gracias a esta figura podemos llevar a cabo nuestro propio ritual con el protocolo que mejor nos parezca, para crear el ambiente propicio donde ratificar nuestro amor.

Por lo tanto un maestro de ceremonia es la persona encargada de dirigir y oficiar un evento, en nuestro caso, la boda.

Te voy a dejar 6 ventajas de elegir un oficiante de boda:

  1. Este tipo de ceremonias son muy versátiles ya que admiten casi cualquier propuesta para la realización del acto. Al aire libre, en un lugar techado, en el mar, una isla, en el aire, y hasta donde la imaginación y nuestro oficiante quieran llegar.
  2. Puede asistirnos cualquier persona, (hombre o mujer) ya sea un familiar un amigo, o bien un profesional especializado en dirigir actos. Siempre es importante contar con alguien extrovertido que tenga facilidad para hablar en público, ya que esta persona deberá orientar a los novios ante su paso para ratificar su amor. Yo personalmente conozco un par de profesionales que se dedica a esta labor en Galicia, por una parte Marta de Bodas con Alma y Tamara y Olalla de Tamarola, que además también son Wedding Planners. También os dejo un enlace de otros maestros de ceremonias que gozan de buena reputación Maestras de Ceremonias.
  3. Un oficiante de boda, también puede dirigir bodas conmemorativas, es decir para aquellas parejas que deseen renovar sus votos tras varios años de vida en común.
  4. Los oficiantes de bodas, trabajan con los novios para poder preparar el mejor momento. Aunque la naturalidad es lo que prima en ello, el oficiante siempre conocerá los gustos de la pareja para recrear un momento idóneo.
  5. Como el acto vinculante en términos legales se lleva a cabo en un ayuntamiento, el oficiante puede seguir un programa ceremonial exclusivo y personalizado para los novios.
  6. Casarnos asistidos por un oficiante de ceremonia, nos permite personalizar el aspecto del “Recinto” al gusto propio sin restricciones normativas (más que aquellas que priman en el sentido común)

Pues bien, hoy en día no hay excusa para organizar un boda para no olvidar, no hace falta mucho dinero, solo imaginación, buen gusto y muchas ganas.

Te dejo unas imágenes para que te hagas una idea de cuan versátil puede ser casarse con un oficiante de ceremonia.

b5a87f93b921618bbbb9901dee1a564f

weddingchicks

10527741_358629407619045_7311972489978170143_n

Image Credits: Maria Prada, Wedding Chicks, Bodas Con Alma

Un comentario de “6 Ventajas de elegir un Oficiante de Bodas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies